Crónica: Sweden Rock 2014

Crónica: Sweden Rock 2014

INTRODUCCIÓN

DANIEL: En esta edición del Sweden Rock Festival tuvimos a un corresponsal especial enviado con la misión de degustar los mejores grupos que acudían al evento anual sueco y volver con fuerzas suficientes como para contárnoslo todo. Y vaya si lo hizo, largo y tendido como podréis leer a continuación, nos relata los eventos acontecidos en la última edición del festival.

Como lo hicieran Gonzalo Mora con su redacción y Susana Manzanares con sus fotografías en la pasada edición de 2013 de Sweden Rock Festival, José Miguel Aguilera y Elena Bandos hacen una labor extraordinaria que incluso les ha llevado a realizar dibujos de algunos de los músicos que trataron de hacerles llegar, y que podréis ver más abajo.

Dejamos paso a la crónica de José Miguel. Especial agradecimiento a Raquel “NJ” por ponernos en contacto con José Miguel.

SWEDEN ROCK 2014: BIENVENIDOS AL ROCK!!

Cuando te sientas delante del ordenador para escribir una crónica sobre el mejor festival en el que has estado, es difícil transformar en palabras todas las sensaciones que has tenido para trasmitírselas a otros ya que es una experiencia que hay que vivir por uno mismo.

Y eso es lo que pasa cuando vas al Sweden Rock Festival, lo único que puedes decirle al que te pregunta es: ¡tienes que ir!

Este año para llegar a Norje(pueblecito al sur de Suecia donde se celebra este “festivalillo”) se ha hecho más pesado de lo normal debido a la huelga de trenes en Suecia. Pero al final uno siempre llega a su destino…

Primero hemos de situarnos: el Sweden se reparte en cuatro jornadas , tocan 88 bandas divididas en 4 escenarios,  . Los conciertos empiezan a las 11:00 de la mañana (¡¡sí, a las 11:00!!) y terminan a las 2:00. Así que hay que ir con fuerzas.

En tema de organización, todo perfecto. No hay  colas prácticamente en ningún momento. Ni para el servicio, ni comida ,ni bebida y si las hay duran menos de un par de minutos. Hay puestos de comida variados y abundantes, donde el único problema es decidir que quieres comer (bendito problema).  Zonas de descanso, dos entradas al recinto para no acumular a la gente. Servicios en perfecto estado de limpieza (¡¡siempre estaban limpios fueras a la hora que fueras!!), barras en distintos lugares y no había problema para conseguir una cerveza.¡ Increíble!. Otro mundo en comparación a lo que estamos acostumbrados en España. Se nota que en estos países los festivales los hacen por y para la gente. Que algún promotor vaya tomando nota.

Cantando voy!

Más a la derecha, ponte más pallá!

La zona de acampada según me comentan (yo no estuve, ya que preferí alquilar una casita cerca del concierto entre otras 6 personas) tiene todos los servicios necesarios y es agradable, eso sí hay que llevarse ropa de abrigo para dormir,que por las noches en Suecia hace rasca.

En lo referente a las bandas, este año los habituales al festival decían  que no era uno de los años más fuertes.  Pero para gustos como colores, ya que en el cartel de este año encontrábamos a Black Sabbath, Alice Cooper, Billy Idol, Arch Enemy, Queensrÿche, WASP, Rob Zombie…. así que variado y bueno.

Miércoles 4 de Junio

Primer día de Sweden Rock, jornada de presentación y con menos grupos  en comparación con  los siguientes días. El primer plato fueron los suecos Freak kitchen. Grupo que no conocía hasta pocos meses antes del concierto pero cuando empecé a escucharlos me gustó sobre todo por su sonido limpio con bastantes riff de guitarra y buenas letras. Sus tres integrantes lo dejan todo en el escenario y su frontman y líder Mattias Eklundh  no paraba de hablar en su idioma natal entre canción y canción. (la gente se reía pero los no residentes nos mirábamos unos a otros con cara de ¡No me he enterado de ná!.) Tocaron sobre todo sus canciones más conocidas  como “Porno Daddy“, “Speak When Spoken To” , “God Save the Spleen” y como no , terminaron con “Nobody´s laughing” canción cuyo estribillo cantó todo el mundo

Seguimos con  Backstret girls, en el 4Sound escenario,  grupo noruego variopinto que maman bastante de Los Ramones y que llevan desde 1984 tocando un rock de lo más clásico. Su cantante Bjørn Müller, (el tío más largo que había cerca y mira que en Suecia eso es todo un reto) ,  me recordaba a Alice Cooper por  su  maquillaje y nariz (además sospecho que van al mismo peluquero). Bjørn se tomó la actuación tan apecho que una de las veces que se tiró de rodillas sobre el escenario se hizo  daño en una de ellas. En las últimas canciones tenía el vaquero roto  del todo y se veía que la rodilla no le dejaba de sangrar. Pero ahí estaba el tío sin parar ni un momento  hasta terminar la actuación. Cayeron canciones como , “Black Boogie” “Death Rock n Roll”, “Gypo” o “Boogie my life away ” que hicieron mover las caderas a más de una y uno.

No pudimos disfrutar entera los Backstreet girls entera ya que no nos resistimos a acercarnos  a ver terminar a los Dust Bowl Jokies que tocaban en el escenario Rockklassiker a la misma hora . Teníamos especial interés de saber de quienes se trataban ,ya que habían empapelado las cercanías del festival con carteles de su actuación. Nos encontramos con un grupo de jovencitos de la cercana Sovelsbörg con pintas a lo Crushdïet y tocando un hard rock ochentero. Al final acabaron con fuegos artificiales y tirando camisetas promocionales (una de las cuales me cayó a este servidor directamente a los pies, jeje). Breve pero intenso, lo poco que escuchamos nos gustó pero no creo que este grupo despunte a no ser que una discográfica medio grande los fiche y lo explote como un producto apto para las fans más alocadas.

Rob Zombie

Rob Zombie en pleno auge!!

Decidimos hacer un descanso para comer tomarnos un par de cervezas y unas sidras de pera (nunca pensé que fuese capaz de beberme tal cosa y que encima me gustara).

Empezamos la recta final del día viendo a Magnum. Bob Catley y su troupe dieron un concierto (y siento mucho decirlo) suporífico. Me gustan Magnum, me gustan sus canciones, era la primera vez que los iba a ver en directo y tenia bastante ilusión pero me lleve un chasco. Fue aburrido, las canciones iban más lentas de lo que se escuchan en sus discos y les faltaban fuerza. Ni siquiera “The Spirit” una de mis canciones favoritas consiguió remontar mi sensación . El setlist escogido para la ocasión lo vi bastante desacertado lleno de temas nuevos cuando la gente en este tipo de festivales espera, sobre todo, temas clásicos.

Después de la rara  sensación que nos había dejado Magnum fuimos a ver a Blaze Bayley y Paul  Díano, los cuales se han juntado para seguir viviendo de la Dama. Estos ofrecieron un show en el cual al principio Bayley hizo un  repaso de su trayectoria en Iron maiden cantando canciones del X factor y de Virtual Eleven y en medio de la actuación Bayley dio el testigo a Diano para que ofreciese su parte del show. Paul Diano, esta ya bastante mayor y tenía molestias en su rodilla, no aguantaba en pie por lo cual se sentó en la parte del escenario debajo  de la batería y allí permaneció durante todo el concierto. Como bien dijo él mismo, no habíamos ido para verlo moverse, sino para escucharlo. Nos obsequió con una cuantas canciones de los dos primeros discos de Maiden. En medio del concierto Diano  se tomó un pequeño descanso mientras la banda tocó “Transilvania” y este aprovechó para beberse una copa y fumarse un cigarrillo. Como colofón final Bayley volvio a subir al escenario juntos cantaron a duo “Running Free”. Fue lo mejor del día hasta ese momento. Pero claro, teniendo en cuenta que tengo una especial predilección por Iron Maiden, tal vez mi punto de vista no sea muy objetivo, pero yo disfrute como un niño escuchando canciones como “Phantom of the Opera”, “Sanctuary” o “Remember Tomorrow” las cuales son imposibles de escuchar en los actuales conciertos de Maiden.

Cambio de escenario y nos ponemos a ver a los cabeza de cartel de ese día, los americanos Queensryche.Con su nuevo cantante Todd La Torre. No sé como serian los directos con Geof Tate  pero la voz de este chaval es prodigiosa y tiene muy buena planta como frontman. Al ser la primera vez que lo veía le note un cierto parecido, tanto física como vocal, con Leo Jiménez de hecho hasta sus movimientos me parecían iguales a los del  antiguo integrante de Saratoga. El sonido fue a ser bueno y se escuchaba, perfectamente en canciones como “Eyes of the Stranger”. Tocaron  Breaking the Silence”,  “Walk in the Shadows”, “The Whisper” , “Nightrider” haciendo un recorrido por toda su discografía. Por desgracia empezó a llover y terminamos de ver su actuación reblandecidos por la lluvia.

Buen colofon de día y derechos para la cama ya que al siguiente día las puertas abrian a las 11 y los conciertos empezaban a las 12 aunque había bastantes atrevidos que siguieron con la fiesta en la zona de acampada o las casitas de la zona cercana al concierto.

Jueves 5 de junio

Muy a nuestro pesar nos perdimos Bombus, grupo al que llevo un año apreciando bastante ya que sus dos únicos discos me encantan. Otra vez será.

Una vez pasada la resaca llegamos finalmente al festival para ver a los daneses Pretty Maids los cuales en sus dos últimos discos han cambiado bastante su estilo adaptandose muy bien a las espectativas de las nuevas generaciones. Hicieron un gran concierto desde el escenario principal (Festival Stage), mezclando temas nuevos como “Mother of all Lies” con antiguos como “Future World”. La gente salió encantada con la actuación y fue una pena que tocasen a una hora tan temprana.

Despues de Pretty Maids vino la unica aportación española al festival. Entre los músicos que integraban la formación de Robin Beck estaba nuestro Jorge Salan a la guitarra (despertó admiración en algunas de los fans suecos). Su actuación mezcló versiones de canciones de Bonny Tyler como “If you were a Woman” con otras propias como “First Time”. Esta mujer sigue conservando una voz increible y una planta estupenda a sus 59 años.

Sweden Rock 2014

Sweden Rock 2014

Poco antes de que terminara su actuación llegó el diluvio, y es lo que tiene este festival, que el tiempo es muy caprichoso. (En el mismo día te puede estar diluviando, haciendo un sol de escándalo como si fuera la Feria de Abril o hacer el un frío húmedo del mismo Polo Norte, lo cual hace imposible saber que tienes que llevar de vestimenta.) Por suerte la lluvia duro poco y pudimos ver un poco de Transatlantic los cuales sonaron muy en su linea. No soy muy fan del rock progresivo que hacen pero lo poco que escuché sonó bien. (Nota de Daniel: Seguro que se marcaron un conciertazo del cagarse!! Yo los vi en Loreley, en Alemania, y nos dejaron boquiabiertos como siempre!!)

Nos fuimos directos a la rueda de prensa que dio Rob Zombie junto con su guitarrista. Ya que queríamos obsequiarle con un dibujo que nuestra colaboradora – Elena Bandos había preparado para la ocasión. La rueda de prensa se centro más bien en la figura de Rob Zombie y en su inspiración a la hora de hacer letras y sus preferencias sobre películas de terror. A pesar del equipo de seguridad que rodeaba la rueda de prensa, conseguimos asaltar a Rob Zombie a la salida de la carpa de Nikon y entregar el dibujo de nuestra colaboradora de parte de Días del Rock . Así que ¡reto conseguido!. Aquí el dibujo de Elena:

rOB-zOMBIE-web

Para celebrarlo cogimos un par de sidras de pera y nos dirigimos al escenario 4Sound para terminar de ver a los finlandeses Turisas. Llegamos justos para ver como se les estaba cayendo el maquillaje rojo y negro debido al calor que repentinamente estaba haciendo, para escuchar su versión de “Rasputin” y pegar algunos saltos a su ritmo.

Ahora tocaba hacerle el homenaje a Black Stone Cherry. Un grupo con un sonido rock sureño cuyo cantante Christ Roberson es un portento de voz. Lo dieron todo y desde la parte donde estábamos nos sonó bien pero la gente que estaba delante del escenario comentaba que el sonido estaba fatal y se confundían tanto el bajo, la voz y la batería . Por suerte en nuestro lugar sonaban mejor y pudimos disfrutar de canciones como “Me and Mary Jane”, “White trush millionaire”, “Blind man” o “Blame It on the Boom Boom”. El colofón lo puso “Lonely Train” con la gente entregada y cantando sin parar.

Alter Bridge salieron a darlo todo y eso se notó gracias al comienzo de concierto tan fuerte como su Addicted to Pain.En cambio el sonido no se portó bien con ellos ya que la batería sonaba muy por encima del resto y tardaron en solventarlo.  Su cantante Myles Kennedy, es uno de los mejores cantantes actuales en su genero y eso se nota cuando lo ves en directo. La potencia de su voz no se pierde para nada a lo largo del concierto manteniendo la misma fuerza desde el comienzo hasta el final. Fueron cayendo temas como” Farther than the Sun”,” Fortress”, “Waters Rising”, “Blackbird” y terminaron con otro temazo como “Isolation”.

Pasamos a terminar de ver el show de  Masterplan,  los cuales tengo perdidos desde Aeronautics y reconozco que su formación actual no es la mejor de las que ha tenido (es que haber tenido en la batería a Mike Terrana y a la voz a Jorn Lande no es moco de pavo) .  De hecho al verlos me pareció que les faltaba eso, a Jorn Lande, un frontman con más carisma que Rick Altzi,  aunque éste, hay que reconocerlo, por lo menos en el apartado vocal cumple, que es lo más importante. El peso de la actuación cayo sobre los temas del disco homónimo de la banda y ya míticos como “Enlighten Me”, “Spirits Never Die”, “Soulburn” o “Heroes”. Su actuación no fue mala pero reconozco que me esperaba algo más de ellos.

Nos dirigimos a continuación a la rueda de Prensa de Alice Cooper. Según se ve no había una expectación igual por un grupo en años, ya que la sala estaba a rebosar y era imposible seguir el contenido de la rueda por el ruido generalizado. Intentamos darle a Alice, otro dibujo de Elena Bandos como el que conseguimos dar a Rob Zombie momentos antes, pero esta vez sí que fue imposible acercase.

Después vino la decisión más problemática del festival ¿Uriah Heep o Rob Zombie? Los dos tocaban exactamente a la misma hora. Así que decidimos repartir el trabajo en dos tandas.

Primero fuimos a ver a Uriah Heep, los cuales empezaron con Sunrise, y tocaron clásicos como Lady in Black, Gypsy o Look ar Yourself con los cuales más disfrutó el público. Los britanicos siguen teniendo su toque y por ello hay que considerarlos como unos de los grandes. Mención especial a su batería Russel Gilbrook el cual descargaba sus baquetas con una potencia increible sobre los platillos.

Nos lo estábamos pasando bien pero no queríamos dejar de ver a Rob Zombie y sobre todo después de haber franqueado a su servicio de seguridad. Rob Zombie llevaba el mismo espectáculo que se ha podido ver en nuestro país en el mes de Junio tanto en Madrid, como en Barcelona y a lo largo de todos los festivales veraniegos europeos. El escenario estaba dividido en 3 tarimas con las imágenes de monstruos de las películas clásicas de terror en blanco y negro (Frankenstein, el hombre lobo, King Kong,) y en la parte central un microfono con la forma de Nosferatu como homenaje a las inspiraciones de este artista tan polifacético . El setlist estuvo plagado de los éxitos como “Living Dead Girl”, “More Human Than Human” (de su fase como White Zombie) “Thunder Kiss´65″  la cual modificaron para introducir una parte del School´s Out de Alice Cooper (más tarde, ya en el concierto de Alice Cooper, tendríamos más sorpresas) Terminaron ya en el éxtasis final con Dragula con un Rob Zombie desatado llevando una bandera sueca en la cabeza como si fuera un velo. Me dejó con ganas de más y eso es bueno. Un buen espectaculo, sin duda alguna.

Nos fuimos corriendo para coger sitio para ver al cabeza de cartel de aquel día el señor Alice Cooper. Este afirma que su seudónimo fue escogido durante una sesión de espiritismo con una Guija, durante la cual descubrió que es la reencarnación de una de las brujas de Salem (siempre me han gustado estas historias estrambóticas que hacen aumentar las leyendas de los artistas sean o no ciertas,jeje). Y con todo eso lleva cerca de 50 años de carrera y casi siempre en la cima.

Black Sabbath

Black Sabbath

No he tenido nunca antes la oportunidad de ver  a Alice Cooper, y me quede con las ganas durante el Sonisphere del 2011 cuando se cayeron del cartel y fueron sustituidos por Uriah Heep. Pero la espera valió la pena. El de Alice fue el mejor concierto de todo el festival, por una serie extensa de razónes como escenografía, espectáculo, sonido, ritmo imparable de las acciones que se desarrollaban sobre el escenario, como no, canciones clásicas y buenísimas. Alice dio una clase magistral de lo que es hacer un concierto memorable.

En el escenario desplegó su teatro del terror rodeándose de personajes tales como asesinos con mascaras de hockey, turistas despistados o enfermeras lunáticas. Éste fue a su vez uno de los últimos conciertos de la guitarrista Orianthi Panagaris en la formación de músicos de Alice ya que una semana después se anunció su salida de la banda y su sustitución por Nita Strauss de The Iron Maidens.

Alice-Cooper-WEb
“Otro de los dibujos de Elena Bandos”

El concierto empezó con la versión de “Hello Hooray”, para dar la bienvenida al show y continuó con sus ya más que conocidas “House of Fire”, “No More Mr. Nice Guy”, “Under My Wheels”, “Hey Stoopid”, “Feed my Frankenstein” (donde esta vez electrocutaron a Alice y apareció ese gigantesco Frankenstein ). Cerca de la apoteosis se nos hizo una introducción con I Love the Dead y Alice realizó un homenaje especial a  cuatro grandes artistas como lo han sido Jim Morrison, John Lennon, Jimi Hendrix y Keith Moon en forma de versiones de “Break On Throuh (to the Other Side)” de The Doors,  “Revolution” de los Beatles, “Foxy Lady” del propio Hendrix y “My Generation” de The Who. Fue un momento muy emotivo en el cual se iban destapando poco a poco del fondo del escenario unas gigantescas lápidas con los nombres de cada uno de los ausentes y sus fechas de fallecimiento.

Recuperados de semejante homenaje llegaba la recta final con 3 cañonazos como son “I´m eighteen”, “Poison” en la cual todo el mundo se desgañitó, y por último el que posiblemente fue el  mejor momento de todo el festival, el “School´s Out”, versión para la cual Rob Zombie se subió al escenario arrastrando sus rastas con pinta de raíces para cantarla a dúo con Alice Cooper y para mejorar la cancion ésta incluía partes del Another Brick in The Wall de Pink Floyd para subir aun más el tono rebelde en el ambiente.¡Fue Inmejorable!

Todo el mundo compartíamos la misma opinión, Habíamos presenciado uno de los mejores espectáculos de rock que se pueden ver hoy día.

Una vez terminado el concierto ya eran cerca de las 2:00 y tocaba retirada

 Viernes 6 de Junio

Jornada donde el máximo reclamo del festival, Black Sabbath, harían su aparición. El problema del día se presentó en un corte generalizado de agua en la zona lo cual hizo que se crearan numerosas colas en los baños y dando la imposibilidad de ducharse hasta bien pasado el medio día, y quien más lo sufrió fue la gente alojada en la zona de acampada. Hay que decir que este   problema no fue responsabilidad de la organización sino que se debía a unas obras en las cercanías  pero al menos se pudo solventar con cierta rapidez.

Ese día era el día nacional sueco y según me han comentado los aborígenes siempre suelen llevar a un grupo para que a eso de las doce toquen el himno nacional sueco. Además prepararon la actuación de un grupo como los Electric Banana Band que son toda una institución en Suecia (algo así como los payasos de la tele) para tocar canciones para niños y no tan niños. A esas horas de la mañana lo único que hicimos fue dar una vuelta por el recinto y solo nos paramos un rato a ver un par de canciones de Skillet, y a pesar de lo temprano que era tenían un buen número de chavales reunidos frente a ellos. Estos  americanos que tocan una mezcla entre pop y heavy no paraban de dar saltos por todo el escenario, ¡menuda energía!.

A partir de aquí preferimos descansar y empezar a darlo todo con Annihilator. Los canadienses son una de mis bandas favoritas y las veces que los he visto nunca me han defraudado. Y esta vez no iba a ser menos. Descubrí que tenían un nuevo integrante , el mexicano Oscar Rangel al bajo, el cual en tiempo récord se aprendió las canciones de la formación de Jeff Water para poder tocar en los compromisos de la banda en los festivales de ese verano.

Escenario en Sweden Rock

Escenario

Jeff Waters es un showman en toda regla.  Aparte de ser uno de los mejores guitarristas de la escena actual. Empezaron con “Smear Campaing”, para seguir con “King of the Kill”, calentando a la gente desde el principio, y lo consiguieron. Después tocaron otras dos canciones de su último disco “No way out” y la cañera “Deadlock”. Un gran remolino de gente se hizo al lado nuestro con chavales dando vueltas y dándose unos contra otros y solo pidiendo una cosa ¡caña!. Siguió “Set the World on Fire”. Jeff Waters no paraba de ir para un lado a otro del escenario y de ponerle caras al público.  Hicieron un concierto con temas de distintos discos entre los que sonaron el clásico “Alison Hell“, “W.T.Y.D.” , “Phantasmagoria“, “Braindance” o “I am in Comand“.

Fue una buena sesion de thrash.

Pasamos al escenario de al lado donde estaba tocando la banda Royal Republic. Estos suecos de Malmö, hacen un garage rock tirando a pop y son bastante conocidos por esta zona. De hecho sus canciones se meten facilmente en la cabeza y empiezas a tarararearlas despues de la primera escucha. Ver a su cantante es todo un espectaculo, ya que no para de hacer posturitas. El tio no se estaba quieto en ningún momento y se ganó al público enseguida, y resultó hasta gracioso de no ser de esa mala costumbre que tiene alguno de escupir repetidamente en el escenario. El sonido fue limpio y de lo mejor que he escuchado en el Sweden. Tocaron temas de sus dos discos We are the Royal y Save the Nation siendo y mezclando canciones de ambos como “Addictive“, “Underwear” , “Everybody wants to be an anstronaut” o la aclamada “Tommy-Gun“.

Como se sabe no es posible verlo todo así que despues tocó ir al escenario principal donde ya llevaban un rato los americanos Kamelot. Ya había visto dos veces a estos con el noruego Roy Khan y tenía curiosidad por ver como lo hacía el sueco Tommy Karevit. La verdad es que no encontré diferencias entre ambos, voz muy parecida y casi mismo porte en escenario. La parte mala de la actuación se la llevó el sonido el cual iba y venía como por ráfagas de aire. Dentro del show nos depararon sorpresas como la colaboracion de Alissa (Arch Enemy) y Elize Ryd (Amaranthe) en canciones como “The Great Pandemonium” o “Veritas” .

Terminada su actuación nos fuimos para la rueda de prensa de Black Sabbath. Esta duró… 5 minutos justos, y lo primero que advirtieron la gente de la organización es que la rueda de prensa era de Black Sabbath y las preguntas tenian que ser sobre ellos y no sobre Ozzy. Se dieron turnos de preguntas (6 preguntas y no más) cosa que no había sucedido con Rob Zombie o Alice Cooper (¡el cual estuvo media hora de rueda de prensa¡). Una vez establecidas las normas y los turnos aparecieron Ozzy, Tony Iommi y Geezer Butler . La verdad es que fue imposible seguirles por la de gente que se agolpaba alrededor de la mesa donde los situaron y el sonido de los micros estaba muy bajo. Como nota hay que destacar que Ozzy de cerca no parece tan mayor, ni ido de la cabeza como se ve por TV.

Tras tan breve experiencia nos fuimos a ver como seguía el concierto de los de Blackie Lawless. He visto varias veces a WASP y siempre hacen el mismo concierto. Empiezan muy fuertes, despues el show baja en intensidad e intentan volver a coger ritmo al final pero a veces suele ser muy tarde. Y esta vez volvieron a calcar el guion que llevan desde hace 3 años. Tocaron todas las canciones que la gente quiere oir cuando va a un concierto de WASP (y más en un festival) en la primera media hora .Sonaron “On your Knees“, “The Torture never Stop“, “L.O.V.E. Machine“, “Wild Child” , “I Wanna Be Somebody” y despés pasan a un popurrí de “The Crimson Idol“(aquí es donde la intensidad baja). Hay que reconocer que Blackie cada vez esta más mayor (y grande) y empieza a recordarme un poco a Paul McCartney pero con pelo caldado, maquillaje y  botas horteras. Terminaron con 5 minutos de presentaciones y un solo de su bateria Mike Dupke para teminar con “Blind In Texas“. Cuando quedaba poco para finiquitar la canción algo falló y el escenario se quedó sin sonido. Nadie dió ninguna explicación y los WASP desaparecieron del escenario. Mal final ya que ni siquiera se despidieron del público.

Despues fue el momento de coger fuerzas, comer y tomar algo para despues situarse para ver el que era el plato fuerte del día y del festival: BLACK SABBATH.

WEB7

Estos se presentaban con el show que llevan haciendo circular por el mundo desde Abril del 2013 y con la que presentaban su último disco XIII. Por desgracia para los fans españoles esta gira no ha tocado nuestro pais y para ver la reunión de los Sabbath hay que viajar fuera de nuestras fronteras.

Las luces se apagaron, se bajó el telón y durante unos minutos todo el mundo esta esperando que sonaran esas sirenas que nos adelantan el comienzo del “War Pigs” y por tanto del concierto de Sabbath. Antes de empezar se escuchaba algun que otro “Cucú” de Ozzy para poner un pelín más nervioso al respetable ante la espera. Unas cortinas enormes tapaban el escenario con las imagenes proyectadas de unos “angeles caidos” rojos.

A las 22:00 empezaron a sonar las sirenas de alarma anunciando que ibamos a ser atacados por el concierto de Black Sabbath. Tommy Cufletos empezo a aporrear la bateriar y aparecieron los tres integrantes originales de Black Sabbath al escenario para delirio de la gente. El público se volvió loco y cantaba junto a Ozzy la letra de War Pigs. Aquí cada uno de los integrantes cogio su posicion en el escenario (el cual era de los más austero que hay, solo unas proyecciones con algunos videos o el nombre de la banda daban un toque distinto al color negro predominante) y ya no se volvieron a mover practicamente en todo el concierto. Ozzy se quedó en el centro y desde allí hizo de maestro de ceremonias soltando de vez en cuando un I can´t hear you o un Louder.

Respecto a sonido todo sonó a las mil maravillas, Ozzy tenía buena voz(estaba pletórico) la guitarra de Tony sonaba fuerte y rápida y Butler era el perfecto acompañamiento. Especial mención a Tommy Cufletos el cual tenía una energia a la bateria inusual. Así fueron sonando temas clásicos junto con los de su disco XIII:  “Into the Void”, “Snowblind”, “Age of Reason”, “Black Sabbath” (la cual me sonó más tétrica que nunca y me puso los pelos de punta con esas risas macabras de Ozzy, ¡impresionante!, “Behind the Wall of Sleep”, “N.I.B.”, “Fairies Wear Boots” y “Rat Salad.” Aquí, dejaron a Cufletos solo para que los demás pudieran descansar y se marcó un solazo de batería. Cuando volvieron a escenario ya solo faltaba  el sumún que se culminó con “Iron Man”, que nos puso a todos coreando sus famosos acordes, a esta le siguió “God is Dead?” y terminaron con el mítico “Paranoid”.

Fue un conciertazo, musicalmente hablando. Tal vez se les pueda echar en cara que falta espectáculo en su show, y lo estáticos que están pero son ¡Black Sabbath! y tienen ya unos 65 años de media, y no van a estar pegando botes por todo el escenario como jovencitos de veintipocos.

En este momento era la ocasión de ver a Megadeth pero estos se cayeron del cartel y fueron sustituidos por U.D.O. el cual no me atraía nada.

Así que la noche ya terminaba y la rematamos viendo a Therion.  A esas horas refrescaba bastante así que solo pudimos aguantar medio concierto. Si nunca has visto a Therion resulta una experiencia distinta ya que se escapan de los convecionalismos de las bandas actuales. . Vimos como empezaron con “The Rise of Sodom and Gomorrah y despues tocaron “Son of the Sun y  Autumn of the Aeons” .Pero el sonido se mezclaba un poco y no se escuchaba todo lo claro que uno quiere para este tipo de música.Poco despues decidimos irnos ya que estabamos cansados de todo el día. Además llevabamos 3 días de concierto, ¡quién lo diría!

Sábado 7 de Junio, la jornada final.

Amanecío el último día del festival. ¡4 días! ¡que rápido pasa el tiempo cuando te lo estas pasando bien! por lo menos quedaban unas cuantas horas por delante y no queriamos desaprovecharlas.

Por mi parte empece viendo a los Powerwolf, estos alemanes presentaban su estetica religiosa, que en cierto sentido puede recordar a Ghost pero con un sonido powermetalero basado en teclados. Las letras de este grupo no es que sean santo de mi devoción, mezclando historias de hombres lobo, vampiros y la iglesia, muy propias para quinceañeros pero … uno tiene su punto debil y al final te termina gustando el conjunto total (a Manowar también le funciona: letras simplonas, repetitivas y sonido potente). El sonido era buenísimo, cosa que me hizo pensar que todos los grupos que ví en el 4Sound escenario sonaron de escándalo. Aparte de su cantante, el teclista tambien se repartía la parte de interacción con la audiencia  saliendo continuamente de donde tenía el teclado para pedir al público que levantara los puños o que coreara las canciones. Antes de terminar hicierón el típico jueguecito de dividir al publico en partes para hacer “un concurso” para ver quien canta más fuerte (¿porque estas cosas solo se las he visto hacer a grupos alemanes de power metal?). Tocaron canciones como “Sanctified With Dynamite”, “Amen And Attack”, “Resurrection by Erection”, “We Drink Your Blood” y “All We Need Is Blood”. Resultaron graciosos y los recomiendo para todos aquellos que no los conozcan.

Despues vimos a Within temptation, los cuales llevaban un escenario lleno de escaleras, una gran parte central donde van proyectando videos y son importantes sobre todo para las canciones donde Sharon hace algún dueto.  Empezaron con “Let us Burn“, primer corte de su último disco Hydra y ya tenian al público metido en el bolsillo (no cogia ni un alma al principio de su concierto). Hay que decir que durante las tres primeras canciones el sonido de los microfonos estaba algo bajo y se notó más en la parte del dueto de la segunda canción del concierto “Paradise (What about us?)” donde no se apreciaba la parte grabada de Tarja Turumen. Entre los duetos que se vieron en la actuación estaban el “Paradise” ya mencionado , “Dangerous” (con Howard Jones), “What have You Done” (con Keith Caputo), y “And We Run” (con el rapero XZbit) . El show continuo con “Faster” y con “In the Midle of the Night” y llegó a la mitad con los coros operísticos de “Our Solemn Hour.” La voz de Sharon, perfecta como todo el concierto. Poco despues sono “Iron” y la famosa “Stand My Ground”. Antes de terminar”Mother Earth” lo que nos transportaba a sus primeros discos . Un pequeño break de apenas un par de minutos para que vinieran los bises, donde tocaron una version de una cancion de Lana del Rey, “Summer Time Sadness” (la cual desconocía totalmente) y terminarian con “Memories” y “Ice Queen” donde todo el mundo tarareo la intro. Eché en falta “Angels” pero hay que reconocer que saben escoger el set list para que todo el mundo quede satisfecho, tanto los que los conocen desde hace años hasta los que los han conocido como una moda de hace poco.

Un 10 para los holandeses.

Ahora era el momento de dirigirse al Festival Stage para ver a una leyenda de los 80´s y 90’s, Mr Billy Idol.  Conforme nos ibamos acercando al escenario ibamos notando que la mayoria de gente que se agolpaba cerca tenían ciertas similitudes: mujeres de mediana edad. Y es que el inglés sigue atrayendo a sus fans de los 90 . Fue facil situarse cerca del escenario y vimos empezar el concierto cuando sonaba “Postcards From The Past”. Billy salio con una chaqueta y una camisa negra, que durante su concierto le daría tiempo para cambiarsela 4 veces y regalar alguna a las fans que estaban cerca del escenario, e incluso de quedarse sin la parte de arriba mostrando el pecho como ya tiene acostumbrado a su público. Y es que, a pesar de sus 58 años, Billy se cuida bastante y esta en plena forma. No dejó de moverse por el escenario no dejando ni un palmo por visitar en cada una de las canciones. Siguio “Cradle of Love” y el “Dancing With Myself” de su primer grupo Generation X. Una vez terminada Steve Stevens (alguien tenía que haberle dicho que la camisa que llevaba era horrorosa) , su guitarrista, se quedó solo un rato en el escenario calentando al personal con el comienzo de la siguiente canción que sería “Flesh For Fantasy”. Siguio “One Breath Away” y otra cancion de Generation X, “Ready, Steady Go”. Despúes cogio la guitarra acustica y se puso en el centro del escenario donde despues de una pequeña introducción hablada deleitó a los asistentes con “Sweet Sixteen”, donde se escuchaba a la gente (sobre todo feminas) cantandola. Continuó con “Whiskey and Pills” y “Eyes Without A Face”. Aquí hizo su version de “LA Woman de The Doors” donde Bill se paseo por el escenario reapartiendo puas como si fuera la cabalgata de los reyes magos y despues teminó con la aclamada “Rebel Yell” que se fue alargando mientras no dejaba de repetir” I fell All right” y a su vez le preguntaba al público “Do you feell All Right?”. Una vez terminada  Billy y su banda salieron para descansar un par de minutos para despues tocar  los bises.

Al volver comenzaron con  “White Weeding” en version acustica y a la mitad introdujeron las guitarras electricas para darle más potencia. Continuó la fiesta con “King Rocker” (otra más de Generation X) y para terminar la versión de “Money Money” de Tommy James and The Shondells. Concierto completito, muy en la linea de los fans que mueve Billy Idol que dejo a todo el mundo que quiso disfrutarlo con una sonrisa en la boca.

Después vimos un poco de Ted Nugent, sel cual no puedo hablar mucho ya que nunca lo he seguido. Pero lo poco que escuché aquella noche me gustó como para hacerle un seguimiento posterior.

A eso de las 23:30 llegaría el plato fuerte del día, Volbeat, grupo danes que ha crecido como la espuma en los últimos años.  Cabe decir que me sorprende bastante que este grupo, al que ví por primera vez en el Sonisphere del año 2010, haya llegado donde a llegado en tan poco tiempo.Todavía me cuesta catalogarlos como cabezas de cartel de un festival grande. Pero ahí están.

Esta vez la puesta en escena no tenía nada que ver con la vista en el año 2010, en este apartado han crecido en plan bestia: fuegos artificiales, juegos de luces impresionantes que se mueven y recuerdan a los utilizados por Iron Maiden  o incluso el Águila de los Saxon; junto con una escenografía que recuerda la entrada de un cementerio del lejano oeste. El sonido fue apabuyante llegando a la perfección. Empezaron con “Doc Holliday”, seguido de “Hallelujah Goat”. Despues vino “BOA” donde sacaron las guitarras acústicas, y el público siguió disfrutando con  “Lola Montez”. En  “Sad Man’s Tongue” hicieron aparición los primeros fuegos en el escenario que se repetirian en las próximas canciones. En la siguiente “Heaven nor Hell”, nos mostraron el potencial de su equipo de iluminación ,como he comentado antes,que eran como tres grandes placas de policia que se movian de varias formas.  La música no paraba y siguieron “A Warrior’s Call”, “16 Dollars” y Dead but Rising . Depues vino un popurrí con las canciones  A Broken Man and the Dawn , “Mary Ann’s Place”, “Rebel Monster”  y “Making Believe”, de su disco Guitar Gangsters & Cadillac Blood. Luego llegó “Evelyn”, donde salio el ex.Emtombed LG Petrov para hacer las partes guturales.Las últimas canciones que vimos del show fueron “Radio Girl” y “Cape of Our Hero” ya que  decidimos cambiar de escenario y ver la actuación de Arch Enemy con su nueva vocalista Alissa.

El final de estos cuatro días estaba llegando y la guinda sería ver a Arch Enemy y ver como encajaba Alissa White-Gluz despues de la salida de Angela Gossow. La ex-The Agonist tiene un estilo muy parecido a Angela a la hora de cantar y no para ni un momento por el escenario, yendo de un lado para otro, alentando a la gente y ondeando las banderas que forman parte de la escenografía de la banda.  En el apartado técnico hay que decir que en algún momento las guitarras tapaban la voz de Alissa.  La banda se veia como con ganas de demostrar que estan con fuerzas renovadas y tocaron dos temas de su nuevo disco War Eternal que acaba de salir al mercado (sonarón  “War Eternal” y “As the Pages Burns”). El concierto se hizo corto pero se escucharon los grandes himnos de Arch Enemy como son “My Apocalypse”, “No God No Masters” y para terminar dos trayazos como son “We will Rise” y “Némesis”.

Muertos de frío (el tiempo sueco es lo que tiene) nos dirigimos a la cama y dando por finalizadas 4 jornadas para el recuerdo. En la mente solo teníamos un deseo ¡quiero volver el año que viene! Esperamos poder cumplirlo.

Para terminar , decir cuales son los costes de ir a un festival de estas características, y aquí viene el palo. Ir al Sweden no es nada barato, contando que las entradas salen a unos 280 euros para los cuatro días, los vuelos ida y vuelta a Suecia por 200 euros y ¡como no…! ¡tenemos que comer y sobre todo beber! (la hidratación es muy importante) . La suma total  puede salir por unos 700-900 euros . Pero la experiencia lo merece ya que es un festival montado a lo grande y no nos encontraremos con las aglomeraciones que tienen otros festivales como el Hellfest o Wacken.

¡Salud y Metal!

Crónica : JM Aguilera          Fotos y dibujos: Elena Bandos


Fatal error: Uncaught Exception: 12: REST API is deprecated for versions v2.1 and higher (12) thrown in /home3/lestat25/public_html/diasderock.com/wp-content/plugins/seo-facebook-comments/facebook/base_facebook.php on line 1273